martes, 21 de mayo de 2013

Carta para ti, fibroamiga



Unidas por una compañera de viaje en la vida, compañera inevitable e indeseable. Debemos por imposición aprender a vivir con ella, una lucha larga y dura, muy dura.
Sé que pasas por un mal momento, para mi hoy es un mal día.
Es difícil salir de ese pozo en el que ahora te encuentras, lo sé, yo estuve encerrada allí durante mucho tiempo. Por eso desde la perspectiva que me da el tiempo y mi propia experiencia quiero contarte como conseguir salir de ahí. Contarte que a pesar de seguir teniendo malos días, esta "compañera indeseable" que nos une, no consigue doblegarme, solo ganar batallas diarias...
Ganarme si, vencerme no. 

¡Tú también lo conseguirás!

Ahora parece imposible, lo sé. Para mí también era imposible.
Mi historia es la de tod@s los que padecemos fibromialgia, dolor, cansancio,   Incomprensión, impotencia...
Lo peor es ese sentimiento de sentirse inútil y débil que nos invade, esa incomprensión de quien nos rodea, nuestros seres queridos. 
Pasé muchos años de médico en médico, sin saber que tenía, sin que supieran dar con mi enfermedad, nadie entendía que pasaba y su respuesta siempre era la misma: "depresión, ansiedad" ¡pues claro que tenía depresión! pero no por problemas ajenos, mi problema era que me sentía inútil, no llegaba ni podía con nada. ¡Claro que tenía ansiedad! Viendo como mi problema persistía y nadie sabía verlo, solo yo.
Hoy contamos con más información y médicos que entienden lo que nos pasa. A dia de hoy es incurable pero el primer paso es empezar un tratamiento, lento pero que poco a poco y a plazo medio (aunque a ti te parecerá largo) notarás.
Mi tratamiento es a base de antidepresivos a los que durante muchos años me negué, mi problema no era la depresión. Hoy ya no le cierro las puertas porque me explicaron que es una medicación que actúa directamente en nuestro sistema nervioso y ahí es donde está nuestro problema. 
Visita a tu médico, que te derive al reumatólogo y que reconozca tu enfermedad, fibromialgía. Ese será y es nuestro primer paso.
Después vendrá lo más difícil...

Aceptar la enfermedad, nuestras limitaciones.

Sé consciente de lo que puedes y no puedes hacer, es difícil. Sé que ahora no te ves capaz de nada pero busca, hay cosas de las que eres capaz. Habrá días que puedas hacer mucho y otros que no podrás hacer nada. Esos días, como hoy para mi, escribo, leo, dibujo...cosas que no necesitan un gran esfuerzo. Otros días ni siquiera soy capaz de eso. Asumo mi indefensión en ese momento y me dejo llevar pero siempre con el pensamiento de...

Hoy no puede ser pero mañana será.

Y aunque pasen dos, tres días...los que sean no cesar en ese pensamiento, llegará ese día.

"Que fácil decir cuando no estas en mi lugar" ¡Cuantas veces lo hemos pensado y dicho! 
Si  esto te parece imposible de hacer, ya te servirá para más adelante..
Marcaté metas muy pequeñas...
Cuando yo intenté por primera vez ponerme una meta, mi primer reto fué ducharme todas las mañanas, hacer mi cama una vez que me habitué a ducharme y después llevar a mis hijos al colegio.
Como ves, hubo un tiempo en el que si podían ocuparse de mis hijos yo no me ocupaba.
Tan duro de asumir como real.
Ellos fueron mi motor para seguir adelante, mi enganche a la vida. Tú también tienes porqué luchar, algo a lo que aferrarte... Hijos, padres, hermanos, amigos...

Pero recuerda que lo más importante, aunque no lo creas, eres tú.

No sé que más contarte que te pueda ayudar, yo aún sigo aprendiendo a sobrellevarla pero aprendí algo muy importante.

Mi vida es mía y la viviré disfrutando de esas pequeñas cosas a pesar de...

Si quieres podemos ayudarnos, contar la una con la otra y ser inseparables en la lucha diaria. Hacer poco a poco que esta "compañera indeseada" pase a un segundo plano de nuestras vidas.

El primer plano somos nosotras, pregúntame, cuéntame, acompáñame, ayúdame...
Yo también necesito tu ayuda.
Salí del pozo, si, y tú también lo harás, solo coge  mi mano y poquito a poco conseguiremos ganar esa batalla.


                                           


Mar, rosa azul.